viernes, mayo 27

Pentecostés Dominicano PIXEL

“Todos los oímos hablar en nuestros idiomas las maravillas de Dios” (Hch. 2,11)
Jesús utilizo en sus predicaciones parábolas que tenían que ver con su mundo cotidiano, y que revelan las cualidades del "Reino de Dios". La vida cotidiana de su sociedad y la cultura fue tomada por Jesús como un patrón de lo que ocurre en la dimensión de la religión, como los alimentos y bebidas (levadura-vino), la naturaleza (semilla de mostaza –sembrador- árbol estéril- vid y ramas), animales (ovejas perdidas- red del pescador, aves de los cielos), profesiones (sembrador-pastor-juez injusto-siervo despiadado- constructor sin preparación), economía (moneda perdida- la perla de gran precio-diez talentos-los dos deudores-tesoro escondido) o de la comunidad social (el amigo a la medianoche- hijos en el mercado- invitaciones a fiestas- cenas- ceremonias de boda). 

No es descabellado afirmar que Jesús en nuestros días querría implicar a nuestro mundo, como se nos presenta hoy en día - incluyendo su evolución tecnológica. La generación más joven, que vive en un mundo diferente a la generación de los padres, tiene su específica "cultura": un mundo de comunicación digital interactiva, de Internet, teléfonos celulares, i-Pad, facebook, twitter etc.

Por eso para este año la Familia Dominicana de Colombia con motivo de nuestro pentecostés, ha querido usar una técnica en la parábola que describe la relación entre Jesucristo y su iglesia, diciendo que cada uno de nosotros es un "pixel": un punto pequeño, pero importante, como parte de una pantalla completa, compuesta para formar una imagen que revela el rostro de Jesucristo en nuestro mundo. Cada uno de nosotros tiene su color y posición dentro de todo el "mosaico". Diversos en función, pero de igual valor - que también caracteriza a la estructura de nuestra Familia Dominicana entre sus diferentes ramas y entidades.

Por eso a propósito de que en Pentecostés todos oían hablar a los apóstoles en sus idiomas las maravillas de Dios, queremos que este encuentro de Familia, sea la oportunidad para que todos escuchemos en los idiomas del arte las maravillas de Dios. Por tal motivo, tendremos cinco talleres artísticos en los que la buena noticia de Jesús se incultura: Música, pintura, danza, teatro, y poesía.

Popular Posts